REVOLUCIÓN NECESARIA. CAMBIO DE ENFOQUE 1


Leyendo la propuesta de Contrato Laboral de Empleo con Apoyo me gustaría dar la enhorabuena a Fundación Emplea. He aprendido varios conceptos muy interesantes y creo que varias de las propuestas mencionadas pueden servir de inspiración para crear iniciativas tangibles que favorezcan la inserción ordinaria.

Son varias las reflexiones que me han venido a la cabeza y me gustaría compartirlas.

Desde KIMMU, cuando empezamos a buscar partners para el desarrollo de nuestra incubadora social uno de los clientes potenciales que más se interesó por integrarla dentro de su organización fue Gureak. Nos comentaron que tenían serios problemas para llevar a cabo la transición desde el centro especial al empleo con apoyo. Dicen que el mercado está bloqueado; sus comerciales no paran de peinar empresas diariamente y tienen un programa bastante desarrollado en el que proporcionan una gran cantidad de beneficios al empresario contratante. De hecho, si mal no recuerdo la empresa contratante no asume ningún tipo de coste inicial para la contratación de personas con discapacidad, ni tampoco se encarga de costear el facilitador laboral que ayude al trabajador a integrarse. Todos esos costes y gestiones que puedan surgir los asume Gureak, descargando al contratante de todo tipo de responsabilidades en la adaptación del trabajador a su puesto, asumiendo cualquier carga económica que se pueda producir y recibiendo además beneficios fiscales por llevar a cabo esa inserción. A pesar de todos estos incentivos, Gureak nos contaba que los empresarios se mostraban muy reacios a contratar a las personas con discapacidad, creo que las estadística iba en torno a un 1% de usuarios del centro que conseguían obtener un empleo ordinario.

Hasta ahora, las iniciativas que he leído que tienen como fin la inserción laboral de personas con discapacidad se centran mucho en darles facilidades y beneficios económicos a las empresas, y aquí es donde yo pienso que estas propuestas están abocadas al fracaso y que sirven como mero parche al reto que existe realmente.

Las empresas ya no es que sólo busquen trabajadores para cubrir puestos ordinarios donde las personas simplemente se limiten a ejecutar unas órdenes. El mercado cada vez cambia más rápido, es más impredecible y mucho más competitivo. Debido a eso, las empresas se encuentran con el reto de tener que replantear sus organigramas pasando a modelos menos jerárquicos y más flexibles donde se necesitan trabajadores transversales que no solo ejecutarán, sino que también crearán y serán capaces de liderar los cambios. En definitiva, las organizaciones se encuentran en la carrera de conseguir talento, personas que generen valor.

Y es aquí donde personalmente creo que hay que centrar toda la atención, tenemos que enfocarnos en ver cómo los usuarios con los que trabajamos van a pasar de ser usuarios pasivos a personas proactivas generadoras de valor y de puestos de empleo dentro de la sociedad. De aquí surgió la inspiración para crear y diseñar la que es ahora nuestra incubadora de proyectos, recién bautizada como JAB SOCIAL. Nuestra hipótesis (aún no hemos demostrado que sea la herramienta que satisfaga este reto) es que el emprendizaje puede ser el camino para que las personas se transformen en individuos que sean capaces de valerse por sí mismos en cualquier entorno en el que estén, que conozcan a la perfección sus fortalezas y debilidades y que por supuesto sean sabedores de las herramientas y medios necesarios para que creen propuestas de valor en la sociedad basadas en sus inquietudes y pasiones. El fin no es estrictamente crear empresas y negocios (que también), el fin es demostrar y estimular a nuestros usuarios de lo que son realmente capaces de hacer y por supuesto, queremos demostrar a las empresas que estos individuos empoderados y formados de forma correspondiente pueden llegar a ser piezas claves de su organización.

Puede que estemos totalmente equivocados y que esta no sea la respuesta que demanda la necesidad, pero creo fervientemente que la sociedad tiene que enfocarse en crear caminos para que ya no solo los colectivos en vulnerabilidad sino que todas las personas puedan exprimir sus capacidades y pasión con el objetivo de utilizarlo en soluciones demandadas en todos los sectores.

 

   

 

 

Luar Gullian Intxausti

Co-fundador de Kimmu lens-1209823_1280

 


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Un comentario en “REVOLUCIÓN NECESARIA. CAMBIO DE ENFOQUE

  • Fernando Bellver Silván

    Muy de acuerdo Luar en tu planteamiento, es un gran campo para explorar e innovar. Habrá matices, según las necesidades de apoyo de las personas. Se tendrá que tener en cuenta la confluencia de diferentes factores. Por ejemplo, en relación a lo que dices de Gureak, no hay que extrañarse, porque lo que ha enseñado Gureak al empresariado vasco, durante décadas, es que estos chicos donde trabajan bien es en sus empresas especiales sobreprotegidas por el Estado.., y los empresarios dirán: “que no nos vengan ahora con que debemos contratarlos nosotros”… = el factor histórico pesa mucho.

    Bueno, seguiremos investigando..